Cine Galdós

Las Palmas de Gran Canaria (1928)

El Cine Galdós fue la primera y única sala que se instaló en el barrio de Tamaraceite, en la antigua calle Perojo (hoy día, calle Doctor Juan Medina Nebot, nº 3). Sin embargo, este cine no formó parte de Las Palmas de Gran Canaria durante sus primeros 11 años de andadura, ya que Tamaraceite perteneció hasta finales de los años 30 al desaparecido municipio de San Lorenzo (siglo XVII-1939). Una vez anexionado a la capital grancanaria, el Cine Galdós se convirtió en un cine periférico y, junto a los cines levantados en Tafira, Schamann o Escaleritas, pasó a ser una de esas monosalas situadas en la parte alta de la ciudad.

El primer propietario del inmueble fue José Cruz, quien encargó al reputado arquitecto Rafael Massanet y Faus el proyeccto del futuro cine. De estilo modernista, fue ideado como un edificio de dos plantas que incluía en la más baja un amplio salón de espectáculos para realizar proyecciones cinematográficas y, ocasionalmente, otras actividades como obras de teatro. 

Inaugurado en febrero de 1928, empezó proyectando películas mudas. Inicialmente, tuvo un aforo de 350 localidades y contó con un equipo HANS-GOERZ.

Años más tarde, el cine pasó a manos de Matilde Medina de Cruz. En 1947, Manuel Marrero Barrera lo adquiere y el Cine Galdós se convierte en uno de los tantos cines que fue propiedad de este empresario cinematográfico.  Entre sus novedades, añadió partir de 1966 un proyector PHILLIPS F.P.5.

El cine cerró en enero de 1980, poniéndose punto y final a una de las monosalas más antiguas localizada en Las Palmas de Gran Canaria. Posteriormente, fue convertido en Centro Cívico de Tamaraceite y en sede de la Asociación de Vecinos "Aytamy". Hace pocos años, el edificio fue adecentado y rehabilitado para reconvertirse nuevamente, esta vez, en la sede de distrito de la Universidad Popular Juan Rodríguez Doreste.