Cine Victoria

Las Palmas de Gran Canaria (1945)

El Cine Victoria fue una de las salas que se ubicaron en la zona de La Isleta, concretamente en la esquina de la calle Princesa Guayarmina, 56 con Saucillo. Propiedad de Manuel García Pérez en un primer momento, el cine abrió sus puertas el 20 de julio de 1945 con la proyección de El ladrón de Bagdad (Michael Powell, 1940).

El edificio fue diseñado y suscrito por el famoso arquitecto Antonio Cardona y Aragón con un aforo de 579 localidades. Tras ser adquirido por Jesús Rodríguez Doreste en 1960, se reforma el  entresuelo, reduciéndose el aforo de 579 a 428 butacas.

En cuanto al equipo de proyección y sonido, contó con un "POWER" que había estado antes en el Cine Colón, y un proyector O.S.S.A. Los precios eran variados: costaban entre 6 y 3 pesetas (dependiendo de la ubicación de la butaca) y 0,50 pesetas más si era festivo.

Entre 1969 y 1970 el cine se reformó nuevamente, aumentando hasta las 704 localidades de butaca. Desde el punto de vista técnico, también se renovó con la instalación de nuevos proyectores y sonido "MARIMEX". La nueva sala es inaugurada el 1 de octubre de 1970 con la película El presidente (Barry Shear, 1968).

Como todos los cines de barrio, la llegada de los multicines condenó la sala, que echó el cierre definitivio en septiembre de 1994. El edificio fue demolido y su lugar se construyó un edificio de viviendas.